Las decisiones de Caín

INTRODUCCIÓN:

  1. En nuestras vida tenemos que tomar muchas decisiones,
    1. Algunas mas importantes que otra
    2. Otras serán buenas y otras malas. Pero estas decisiones determinaran nuestro camino.
  2. Así como Caín decidió o escogió qué camino seguir, también nosotros debemos decidir.
  3. Consideremos y analicemos fueron las malas decisiones de Caín.

 

I. CAÍN ESCOGIÓ OFRECER A DIOS UNA ADORACIÓN VANA (GÉNESIS 4:3-5)

  1. El no ofreció a Dios su ofrenda con fe, no hizo ningún esfuerzo por agradar a Dios. (Hebreos 11:4) “Por la fe Abel ofreció a Dios un mejor sacrificio que Caín, por lo cual alcanzó el testimonio de que era justo, dando Dios testimonio de sus ofrendas; y por la fe, estando muerto, todavía habla.”
  2. Caín no tenía la fe para entender lo que se le ofrece a Dios.
    1. Dios no miro con respeto ni agrado a Dios y a su ofrenda, (Génesis 4:5-7)
  3. A Dios no se le puede adorar sin fe porque sería en vano. (Hebreos 11:6) Y sin fe es imposible agradar a Dios;porque es necesario que el que se acerca a Dios crea que El existe, y que es remunerador de los que le buscan.” (Juan 4:24) “Dios es espíritu, y los que le adoran deben adorarle en espíritu y en verdad.”

 

II. CAÍN DECIDIÓ AUMENTAR SU PECADO. (GÉNESIS 4:5-8)

  1. Caín se enojó con Dios porque no miró con agrado su ofrenda.
    1. Se enojó tanto que mató a su hermano Abel.
  2. La muerte de Abel en manos de su hermano Caín refleja el poder de: la envidia, los celos, el egoísmo, la ambición, porque su obra eran malas (1 Juan 3:11-12)
  3. Salomón en el libro de Proverbios dice: “El que fácilmente se enoja hará locuras…” (Proverbios 14:17)
  4. Pablo dijo: “Airaos, pero no pequéis…” (Efesios 4:26)
  5. Nadie nos obliga a pecar, tenemos la opción a decidir. (Génesis 4:7) Si haces bien, ¿no serás aceptado? Y si no haces bien, el pecado yace a la puerta y te codicia, pero tú debes dominarlo.”

 

III. CAÍN DECIDIÓ Y ESCOGIÓ MENTIR A DIOS (GÉNESIS 4:9)

  1. Le preguntó Dios a Caín, (Génesis 4:9) Entonces el SEÑOR dijo a Caín: ¿Dónde está tu hermano Abel? Y él respondió: No sé. ¿Soy yo acaso guardián de mi hermano?” 
    1. El trató de engañar a Dios y contender con él. En lugar de arrepentirse. (Romanos 9:20) Al contrario, ¿quién eres tú, oh hombre, que le contestas a Dios? ¿Dirá acaso el objeto modelado al que lo modela: Por qué me hiciste así?”
    2. Otro caso es el de Ananás y Safira, (Hechos 5:1-11)
  2. ¿Tratamos nosotros de engañar a Dios? muchas veces si contendemos y le mentimos.
    1. Cuando proclamamos que somos hijos, pero le adoramos sin fe siguiendo nuestros propios conceptos y no como Dios quiere. (1 Juan 1:5-6)
    2. Cuando proclamamos que amamos a Dios y aborrecemos al hermano. (1 Juan 4:20) “Si alguno dice: Yo amo a Dios, y aborrece a su hermano, es un mentiroso; porque el que no ama a su hermano, a quien ha visto, no puede amar a Dios a quien no ha visto.”

 

IV. CAÍN DECIDIÓ IRSE DE LA PRESENCIA DE DIOS. (GÉNESIS 4:16)

  1. En lugar de buscar arrepentimiento, escogió mejor seguir el pecado.
  2. La vida de Caín no fue buena. Dios lo maldijo por haber matado a su hermano Abel. (Génesis 4:11) Ahora pues, maldito eres de la tierra, que ha abierto su boca para recibir de tu mano la sangre de tu hermano.”
  3. La vida de Caín fue miserable, llena de remordimiento
  4. El pecado es la maldición mas horrible de ser humano.
  5. Al irse de la presencia de Dios el renunció de la comunión con Dios.
  6. Estemos muy alerta para no perder de la comunión con Dios.

 

REFLEXIÓN:

  1. El Señor puso delante de Caín: La bendición y la maldición, la vida y la muerte. El escogió lo que quiso.
  2. ¿Qué es lo que usted escogería?
  3. ¿Que decisiones tomaras en tu vida?
  4. Cuando vienes a adorar a Dios. ¿Como mirará Dios su adoración?
  5. ¿Vas a dejar que tu pecado te robe la comunión con Dios.

______

  • La referencia de los textos, corresponde a la versión La Biblia de las Américas.
Share Button
Esta entrada fue publicada en A considerar, Bosquejos, Sermones y etiquetada , , , , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *